XXIV Jornadas
Alcázar de San Juan

VIVIR

 

Fecha: 17/10/1996. Pase: 21 horas CINE CRISFEL

 

Nacionalidad: China, Hong Kong. Año: 1994 Duración: 125 min Guión: Yu Hua y Lu Wei (Basado en la novela de Yu Hua) Producción: Fu-Sheng Chiu, Funhong Kow y Christophe Tseng Montaje: Yuan Du Música: Zhao Jiping Fotografía: Lu Yue Intérpretes: You Ge, Li Gong, Ben Niu, Xiao Cong, Deng Fei, Tao Guo, Wu Jiang, Zhang Lu , Dahong Ni, Yan Su, Liu Tianchi

 

Arruinado y abandonado por su familia a causa del juego, el joven Fugui tiene que empezar una nueva vida. Tras recuperar a su esposa e hijos, se hará cargo de un teatro ambulante de marionetas. Detenido por el ejército nacionalista y luego por el revolucionario -donde trabajará con su teatro- regresa a casa tras el triunfo maoísta. A partir de ese momento, su vida discurrirá paralela a la convulsa historia de la China comunista. Una larga vida en la que verá cómo todo cambia, a veces para mejor, otras no, y en la que tendrá un solo objetivo: vivir EL DIRECTOR Zhang Yimou (China 1951- ). Conocido por sus dramas históricos de estética impecable y director políticamente controvertido en su país nativo, las películas de Zhang han sido aclamadas por la crítica extranjera y le han convertido en el director más célebre de la llamada quinta generación del cine chino, que comprende a aquellos directores cuyas carreras comenzaron tras la Revolución Cultural de finales de la década de 1960. Nacido al norte de China, estudió en el Instituto de Cine de Pekín con otros directores de la quinta generación, como Wu Tianming y Chen Kaige. Comenzó trabajando de operador de cámara en películas tan aclamadas internacionalmente como Tierra amarilla (1984, de Kaige). Su debut como director se produjo con Sorgo rojo (1987), que obtuvo el Oso de Oro del Festival de Cine de Berlín, cuya acción se desarrolla en una remota provincia del norte de China durante las décadas de 1920 y 1930. Con esta película, además, comenzó su trabajo con la que se convertirá en su actriz fetiche Gong Li. Zhang Yimou ganó el premio al mejor director en el Festival de Cine de Cannes por su tercer filme, Semilla del crisantemo (1990), que se convirtió en la primera película china en ser nominada al Oscar en la categoría de mejor película extranjera. Con sus películas, el director sorprendió al público occidental por el desarrollo de unas historias absorbentes de gran penetración sensorial y un intenso tratamiento visual, con gran incidencia del color, los elementos naturales, la música y los diálogos pausados y reflexivos como definidores de emociones. Algunas de sus obras han sido prohibidas por el régimen

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies